martes, 15 de diciembre de 2009

Wyoming o cómo confundir churras con merinas

El día va de vídeos lo sé, os traigo otro, esta vez unas declaraciones en una rueda de prensa del presentador Wyoming donde el pobre suelta esas lágrimas de cocodrilo y se siente una víctima. No se puede tener más cara, ¿a ti te han agredido a caso? Una cosa no se puede negar y es la relación temporal de los hechos, en tu programa te reíste de Tertsch y un par de días después le rompieron unas costillas.

Después, la culpa vaya en la mayoría de la blogosfera, medios de comuniación, etc, no te han acusado. Cuando hablas de Aguirre, ella denunció la burla, a mí tampoco me gustó, pero allá tú con tus tonterías y los que te vean. Además, aprovechó el hacerse la víctima, para empezar a atacar a Aguirre sin venir a cuento, ¿qué ocurre? ¿Qué también quieres estar en Telemadrid? De verdad Wyoming, no estamos en campaña electoral, ya sabemos que te debes a Z, que primero estuviste en TVE y tu programa no lo veía nadie y lo tuvieron que quitar y ahora estás en la cadena de Z, es decir, en La secta, cosa que te viene como anillo al dedo, pero por lo menos guarda las formas y di que no era tu intención que le ocurriera esto a Tertsch, por lo menos ten educación.

Después este buen proletario junto con la camarada proletaria Bardem van leyendo manifiestos contra los empresarios en la manifestaciones de los liberados, digo de los sindicatos. Pues Wyoming, ya sabes, dile al malvado de Roures, que sea más comunista y menos millonario ¿no? En fin, pobrecitos estos muertos de hambre, este año sienta a un Wyoming en tu mesa por Navidad (o mejor dicho la fiesta de invierno para no ofenderlos).